14 ideas para visitar Berlín con niños

15 comentarios

Ya sabéis que acabamos de volver de nuestra primera experiencia de intercambio de casas en Berlín. Y todo ha ido genial. El intercambio ha sido sensacional, nuestro piso en Berlín era increíble y hemos estado muy cómodos y tranquilos en todo momento, pero eso os lo contaré en detalle más adelante.

Hoy os quiero dejar una breve panorámica de como hemos disfrutado la ciudad de Berlín con niños. Nos ha encantado (nos hubiésemos quedado a vivir allí), y ha sido fantástico recorrerla y disfrutarla con los peques. En mayo nos ha hecho un tiempo espectacular y hemos descubierto una ciudad en la que es fácil desplazarse a cualquier lugar (geniales las Welcome Cards para desplazarse en familia), económica (los precios aún no son ni de lejos los de otras ciudades europeas), para pasear, llena de actividad, con unos parques geniales, una gran cantidad de recursos y llena de vida e historia para mostrar a peques y a mayores.

Por ello, y por si os estáis planteando lanzaros a recorrer Berlín con niños, aquí os dejo algunas ideas tras nuestra pasada experiencia. Mi mejor recomendación, que la viváis con tranquilidad disfrutando cada rincón y cada uno de los muchos detalles que ofrece.

14 IDEAS PARA VISITAR BERLIN CON NIÑOS

1- PASEA POR LOS PRINCIPALES PUNTOS TURÍSTICOS DE LA CIUDAD

Museo de Pérgamo

Museo de Pérgamo

Esto es un clásico. Si algo destaco de Berlín es que es una ciudad para PASEAR. Por ejemplo, desde AlexanderPlatz hasta la Puerta de Brandeburgo, hay un recorrido precioso en el que podéis hacer parada en la Isla de los Museos (Museumsinsel), una isla literal del río Spree, alrededor de la cual se encuentran 5 de los famosos Museos de Berlín y declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Entre ellos destaca el Museo de Pérgamo en él que podréis ver el Altar de Pérgamo, altar griego descubierto y transportado a Berlín. Aunque cuidado, si lo visitáis en este momento al igual que nosotros, está de reformas y no podréis visitarlo. Tenedlo en cuenta.

Isla de los Museos

TIP: Cuidado con la fuente que hay en medio de la isla. Tiene un imán para niños que desean mojarse por encima de todo ;).

2- CÓMETE UNA WURST EN ALGUNAS DE SUS FORMAS

Otro imprescindible que además los peques disfrutarán mucho. Sea Bratwurst, Currywurst, o cualquiera otra…¡tenéis que comer salchichas!. También las encontraréis de diversos precios, pero las que más buenas nos supieron a nosotros fueron las bratwurst que compramos a un vendedor ambulante en Alexanderplatz, por el precio de 1,5€.

Wurst en Alexanderplatz

TIP: El vendedor ambulante es un crack con los niños. Se los llevó al huerto en un periquete y además hasta nos convirtió en auténticos “guiris” haciendo que sintiésemos unas ganas desenfrenadas de hacernos una foto con él. ¿Cómo lo consiguió? Aún me lo pregunto.

3 – SAL DEL METRO Y ENCUÉNTRATE CARA A CARA CON LA PUERTA DE BRANDEBURGO.

Si llegas en metro, la salida es espectacular. Nada más salir tras tomar el U55, la tendrás frente a frente. Es una forma muy chula de descubrir uno de los símbolos de la ciudad.

Puerta de Brandeburgo

TIP: Cuéntales a tus peques que fue una antigua puerta de acceso a la ciudad y que separaba el Este del Oeste. Además invítalos a observar a la Diosa de la Victoria y sus caballos justo encima de ella, así como su color verdoso que delata el bronce, oxidado por el tiempo. Así cuando vean muchas de las cúpulas de iglesias y torres de ese mismo color, ya sabrán de qué están hechas.

4- RECORRE EL MURO.

Para mí es una de los momentos que más deseaba de mi visita a Berlin. En mi caso, nací ya cuando el muro de Berlín estaba construido y recuerdo cuando se produjo su caída en el 1989. Me impresiona mucho pensar como tantas personas pudieron estar separadas de sus familias y amigos durante 28 años por ese muro, que apareció de repente para evitar la emigración masiva, especialmente de talento, que se estaba produciendo entre las dos Alemanias. Que todos lo tuviésemos delante y conocer un poco mejor su historia ha sido una de los grandes aprendizajes del viaje.

Muro de Berlin

En la actualidad, la parte del muro que se conserva se encuentra en la zona llamada East Side Gallery, donde encontraréis 1,3 km de muro con impresionantes pinturas. La mayor parte del tramo está protegido por una valla metálica. Tan solo una pequeña parte la encontraréis sin ella y os podréis acercar a tocarlo si así lo deseáis.

TIP: Acercáos al muro, y dejad que vuestros dedos lean 28 años de historia. Invitad a los niños a descubrir las pinturas, muchas de ellas relacionadas con sucesos de la ciudad.

5- ENTRA EN EL LABERINTO DEL MONUMENTO A LOS JUDÍOS ASESINADOS EN EUROPA

Es otro de los imprescindibles si viajáis a Berlín con niños. La historia no es siempre amable y nuestros peques tienen que aprenderlo. Sin embargo, en muchas ocasiones, cuando les hablas de algún suceso, no son capaces de asimilar la dimensión que pudo llegar a tener. Son pequeños aún para eso. Saber que algo tan terrible ocurrió les sorprendió, pero descubrir la gran explanada llena de bloques de hormigón de tan diferente tamaño, les ayudó a entender su magnitud. La amplitud física del lugar y el enorme número de bloques les impactaron. El laberinto es muy grande, los bloques son muchos (los relacionaban con el gran número de personas que murieron) e incluso sus diferentes tamaños les condujo a pensar que tantos niños como adultos lo habían sufrido. Un gran aprendizaje para todos.

Monumento a los judíos asesinados en Europa

TIP: Simplemente pasea por su interior. Explícales la historia, haz que la comprendan, pero luego déjalos que se evadan. El laberinto también da pie a risas corriendo entre sus bloques, y jugando a encontrarnos tras el hormigón.

6- DESCUBRE AL HOMBRE DEL SEMÁFORO – AMPELMANN

¡Cómo me gustó Ampelmann! Aparte de lo poco que duran los semáforos en verde en Berlín (apenas llegábamos a cruzar ninguno sin que se nos pusiera en rojo), me pareció muy simpática y divertida la imagen de la luz verde o roja. Además, tras esa imagen de los semáforos hay desarrollada una marca de ciudad de la que podrás encontrar el merchandising más chulo jamás pensado. ¡Me encanta! Hay tiendas de Ampelmann en varios puntos de la ciudad.

Ampelmann

TIP: Compara el muñequito del semáforo con el de tu ciudad y echa unas buenas risas. ¿Quieres ver diversos muñequitos por ciudades? ¡Aquí los tienes!

Ampelmann

7- DA RIENDA SUELTA A TUS LEGOMANÍACOS EN EL LEGO DISCOVERY CENTER

Lego Discovery Center

Si os gusta Lego, no os lo perdáis. Ya me gustaría a mi tener un sitio así cerca para poder celebrar los cumpleaños. Muy divertido e interactivo, recorrerás las diferentes salas entre piezas de los diferentes modelos Lego, pasarás un gran rato construyendo y dando rienda suelta a tu faceta legomaníaca.

Lego Discovery Center Berlin

TIP: Fíjate en como representan la caída del muro en la zona llamada Miniland, a mis peques les encantó. Y si no puedes resistirte, la tienda del centro tiene un 10% descuento sobre el precio de todos los packs Lego.

8- CONOCE AL DINOSAURIO MÁS ALTO DEL MUNDO EN EL MUSEO DE HISTORIA NATURAL

Este museo fue uno de los que más me gustó para visitarlo en familia. Un precio super asequible gracias en parte al descuento obtenido con las tarjetas Welcome Card que teníamos (8,50 € los cuatro) y un recorrido increíble que encantó a mis peques a través del mundo animal, el sistema solar…etc. Especialmente destaco la zona inicial de dinosaurios, donde nada más entrar nos encontramos con el esqueleto del dinosaurio más grande del mundo, un Brachiosaurio de 13,27 m de altura y unos telescopios de realidad aumentada que te permitía ver como los dinosaurios vivían en su hábitat.

Museo Historia Natural Berlín

TIP: No dudes en dejar tu mochila (si llevas) en las taquillas de la entrada. Te permitirá hacer el recorrido mucho más ligero. Y busca, el antepasado de la gallina y descubrirás que las gallinas vienen de…¡los dinosaurios!

9- PIÉRDETE EN TIERGARTEN.

En pleno centro de Berlín y al lado de lugares tan emblemáticos como la Puerta de Brandeburgo, o el Parlamento Alemán, este parque de 210 has (Es el 2º parque más grande de la ciudad) es un lugar magnífico para disfrutar en familia. Pasear, encontrar algunos columpios donde echar un buen rato o sentarse a tomar una cerveza.

TIP: Tiergarten es hoy además un distrito de la ciudad. No dejes de asombrarte ante la Columna de la Victoria, una monumental columna en la rotonda central de Tiergarten de 69 m de altura.

10- SIÉNTATE A DISFRUTAR DE UNA BUENA BERLINER EN UN BIERGARTEN.

Tanto si es en Tiergarten como en otras de las zonas de la ciudad, no dejes de tomarte una Berliner (cerveza de la ciudad) en uno de los Biergarten que encontrarás (En Tiergarten hay uno muy chulo). El concepto en sí mismo nos encantó: Biergarten – Jardín de cervezas. Y si veis la pinta que tienen…nos hubiésemos pasado allí todo el día.

Berliner

TIP: En Tiergarden, el Biergarten en el que estuvimos tenía una zona pequeña para los más peques, con arena y una pequeña barca en la que los míos se pasaron horas jugando.

11- EXPERIMENTA Y ESCALA EN EL MACHMIT! MUSEUM.

Machmit! Museum

Otro de los museos que visitamos con los peques. Este museo está fuera de los circuitos turísticos pero es uno de los lugares donde los coles de la ciudad van de excursión. Cuando llegamos, nos encontramos con toda una clase en el museo, la cual acogió a mis peques encantada, en las actividades que estaban haciendo. Un museo que es diferente cada vez que lo visites, con exposiciones itinerantes que van cambiando, y que están pensadas para tocar e interactuar con ellas. Y con un corazón de madera en forma de laberinto que les encantará a los más pequeños (a los míos no había forma de sacarlos de allí).

MAchmit Museum

TIP: Acompaña a tus peques en el laberinto central de madera. Quítate los zapatos que… ¡Las risas están aseguradas!

12-  DESCUBRE LAS ARDILLAS DE TIERPARK.

Tierpark es un zoo diferente de esto estoy segura. Es un placer pasear por él. Un auténtico pulmón verde en el que encontraréis bellos e impresionantes animales. Aunque una de las cosas que más nos gustaron fueron ver a las ardillas que campaban a sus anchas de árbol en árbol.  (Y a mí lo que más miedo me dio fueron los murciélagos!!!! Grandes y tan cerca de nosotros, colgados en pleno día de las ramas y mirándote sin perderse un detalle).

Tierpark

TIP: A lo largo de todo el zoo hay dispuestos unas “hamacas familiares” para que toda la familia podáis sentaros juntas a contemplar los animales juntos. ¡Una magnífica idea!

13- DE COMPRAS EL DOMINGO EN MAUERPARK

Un lugar lleno de personalidad. Un mercadillo gigante con todo tipo de productos y una zona extensa de puestos de comida de prácticamente cualquier parte del mundo. Si a eso, le colocamos además una zona de conciertos y actividades de todo tipo al aire libre, en la que cientos de berlineses disfrutaban de su domingo, almorzaban y se dispersaban por toda la zona, os aseguro que es digno de ver.

Mauerpark

TIP: Un vendedor ambulante que hace pompas gigantes es el secreto para convertir un paseo un poco aburrido (“mamá, ya me he cansado de ver tiendas…”) en el mejor día de todos, mientras que tú te tomas esa cerveza y escuchas a ese grupo totalmente desconocido que toca delante tuya.

14- DATE UN BUEN BAÑO EN LA PLAYA DE WANNSEE.

Sal por un día de la metrópoli y descubrid la “playa de Berlín”. Wannsee es un de los lagos que encontrarás en las proximidades, con una zona increíble de baño y accesible en transporte públic. Lugar para berlineses que en días de buen tiempo, disfrutan del agua, la arena y los patos y cisnes que les gusta también nadar allí.

Wannsee

TIP: Una cerveza en la WannSee Terrasse te hará disfrutar de unas vistas impresionantes sobre el lago para terminar el día. Además, dispone de una zona de juegos muy chula para los niños.

¿Qué os parece? ¿Os han dado ganas de escaparos a Berlín con niños?

 



Booking.com


Si estás pensando en visitar Berlin con niños:

Machmit Museum: un Museo para disfrutar con niños en Berlín

Legoland Discovery Center en Berlin o como saltar dentro de una caja gigante de piezas LEGO

Wannsee: un estupendo día en la playa de Berlin

Próximo destino: intercambio de casa en Berlín


por

Hay 15 comentarios

  1. Escrito por Roser el 1 Junio, 2016

    Estupendo!!! He estado en Berlín y está claro que el plan con niños y sin niños es totalmente distinto, pero me encanta que hayan tantas cosas y actividades preparadas para los peques 😀 Mola!
    Feliz de que el intercambio de casa haya ido bien!!! A por el siguiente!!!

    • Escrito por Bienvenidos a Lilliput el 1 Junio, 2016

      jajaja ya imagino que el plan sin niños no tiene nada que ver, y tampoco me importaría descubrirlo! (quizás en una próxima ocasión). ¡Y sí! preparando ya el próximo intercambio para este verano! ¡A Normandía! #felicidadmáxima

  2. Escrito por Nueve meses y un día después el 1 Junio, 2016

    Ay, es mi ciudad favorita, al menos por ahora. Así que espero más pronto que tarde recuperar este post por tener entre manos una nueva visita esta vez con mi enano.

    • Escrito por Bienvenidos a Lilliput el 1 Junio, 2016

      Si ya la conoces, ya sabes lo maravillosa que es. Seguro que cuando vayas con tu peque lo disfrutarás tanto como nosotros lo hemos hecho. ¡Nos hemos quedado con ganas de más! Esperamos poder volver pronto!

  3. Escrito por Michelle el 13 Junio, 2016

    Hola Pilar! Soy la chica de Costa Rica que conociste en el vuelo de Ryanair hacia Berlin. Llegué hace unos días y había guardado tu tarjeta porque quería conocer más de tu blog. Debo decirte que me ha encantado el enfoque y te felicito!!!.
    El post de Alemania, me ha parecido genial ya que me hizo recordar algunos de los lugares que visité y otros que se me quedaron pendientes. Saludos a tu esposo y a los peques. Un abrazo y ojalá podás venir por acá 🙂

    • Escrito por Bienvenidos a Lilliput el 15 Noviembre, 2016

      Hola Michelle! Muchas gracias por pasar por aquí!!!! Acabo de verlo!!!! Fue un placer conocerte y espero que estés viviendo grandes aventuras. Nosotros disfrutamos mucho de Berlin y sin duda, esperamos poder volver pronto. ¡Y me encantaría conocer Costa Rica, claro que sí! Seguro que algún día lo haremos! Un saludo y de verdad, muchas gracias por pasar y comentar. Me ha hecho mucha ilusión 🙂

  4. Escrito por Isabel Irabela el 16 Junio, 2016

    Muchas gracias por tu post!! Este verano vamos para allá, me muero de ganas, y más después de leer esto.
    Tengo una pregunta: ¿cuánto tiempo crees que es lo mínimo que se necesita para visitar a gusto el Lego Discovery Center? Estaba pensando comprar entradas reducidas, de las de 16 a 19 horas, pero no sé si para mi hijo será suficiente jajaja. Tiene 7 años y está loco por los legos 😀
    Gracias, un saludo!
    Isabel

    • Escrito por Bienvenidos a Lilliput el 15 Noviembre, 2016

      Ohhh un poco tarde :(. Esas fueron justo las entradas que compramos nosotros y nos fue genial. Espero que hayais tenido un gran verano en Berlin! Un saludo y gracias por pasar por aquí.

  5. Escrito por In love with karen el 14 Septiembre, 2016

    Viajar a Berlín resulta sin duda visitar una ciudad que además de ser demasiado bella tiene una historia que atrae en todos aspectos bien sea cultural, en especial sus paisajes.

    • Escrito por Bienvenidos a Lilliput el 15 Septiembre, 2016

      Nuestra experiencia fue fantástica y la recomendamos 100%. Muy buena opción para viajar en familia! ¡Gracias por pasar por aquí!

  6. Escrito por Gihlani el 16 Noviembre, 2016

    Muy bueno el post. Tomo nota de muchas de tus recomendaciones de Berlin con niños aunque algunas cambiaran porque vamos en invierno a ver los mercados navideños con 2 niños. A ver que tal. Saludos.

    • Escrito por Bienvenidos a Lilliput el 16 Noviembre, 2016

      ¡Qué bien! Berlin en Navidad debe ser precioso! Espero tus “planes de invierno” para apuntármelos yo! 😉 Muy buen viaje y a disfrutarlo muchísimo. Un saludo

Deja un comentario

children footer